Capital Humano

Teresa Ventura: Asistente de laboratorio Yolanda Díaz: Directora Gerente Juanvi Alcañiz: Enólogo Tere Aldana: Personal de embotelladora Almudena Ibañez: Departamento de administración Carmen Carballo: Jefa de administración Rubén Magallanes: Jefe de enología Ana Ruiz: Personal de embotelladora Mireia Martínez: Marketing, Comunicación y Enoturismo Alfonso Hernández: Jefe de producción Juli Navarro: Personal de embotelladora Dámaso Catalán: Personal de bodega Elena Aldana: Personal de embotelladora Alejandro Leciñena: Personal de bodega José Gil: Personal de bodega Silvia Hernández: Departamento de compras y logística Belén Díez: Técnico Agrícola
^^^^^^^ Si quieres saber más sobre nosotros, por favor pulsa sobre nuestra imagen ^^^^^^^

El equipo de Bodegas San Alejandro, su capital humano, es su bien más preciado.

Bodegas San Alejandro es un conjunto de conocimientos, habilidades, destrezas y talentos que posee cada persona que conforma su equipo, el cual es el responsable de su crecimiento y su éxito, por la calidad, la formación, la productividad e implicación  en todos los procesos productivos que desarrollan dentro de la bodega.

Bodegas San Alejandro está formado por diversos departamentos, todos ellos en constante comunicación trabajando al unísono bajo una misma filosofía de empresa, compartiendo su pasión por el vino.

Un equipo de profesionales jóvenes, dinámicos, preparados, entregados y apasionados por el mundo del vino.

Nuestro Equipo Técnico

Juanvi Alcañiz

Ingeniero Técnico Agrícola y Licenciado en Enología.

Juanvi, nacido en Valencia, lleva más...

Jorge Temprado

Licenciado en Enología y en Química.

La familia de Jorge procede de la zona de Calatayud y...

Jean-Marc Lafage

Licenciado en Enología.

Jean-Marc LAFAGE, nacido en Perpignan (Francia) e...

Ana Belén Díez Martínez

Ingeniero Técnico Agrícola con Postgrado en Protección Vegetal.

Nacida en Calatayud, se en...

Ingeniería Agrícola

En Bodegas San Alejandro el trabajo en el campo es de vital importancia para que la uva pase de la viña a la bodega con la máxima calidad y en su momento óptimo.

El  trabajo de nuestros viticultores es duro y largo, desde la plantación de la cepa, su poda, atado de sarmientos, cuidados contra de enfermedades, protección contra heladas, clareo del fruto, selección del mismo….por eso contamos con nuestra propia ingeniería que da apoyo a todos nuestros viticultores.

Nuestro departamento técnico es el que controla todas las labores del campo, revisa todos los libros de campo de los productores, asegurándose así de que se realizan todos los trabajos y que lo utilizado no dejará residuos en el futuro vino, que se aplica la dosis necesaria y que se respetan los plazos de seguridad oportunos.

Previo a la vendimia este departamento realiza una exhaustiva selección de parcelas para recoger la uva siempre en su punto óptimo de maduración y categorizada según calidad. Existen diversas categorías diferentes que vienen determinadas por el grado alcohólico, PH, acidez, estado sanitario, color, polifenoles…

La recepción de esta uva es el primer paso para la elaboración de un vino de gran calidad. Una vez recepcionada, nuestra responsabilidad y compromiso es hacer que lo mejor de ella esté presente durante toda la vida del vino.

Muchos son los pasos necesarios para una buena vinificación y cada uno de ellos cuenta.

Enología

Bodegas San Alejandro posee un equipo de tres personas que son los asesores técnicos responsables de dirigir el proceso de elaboración del vino. Ellos son los expertos que supervisan  en la bodega  la elaboración, analítica, almacenaje, conservación y embotellado del vino.

Las fermentaciones se realizan a temperatura controlada, con largas maceraciones y remontados frecuentes para extraer todo el color, aromas y sabores.

Nuestros vinos criados en barrica envejecen en un tipo específico de roble y tostado y permanecen durante el tiempo que nuestros enólogos consideren necesario para su proceso de crianza.

Todas las singularidades de nuestro terroir, unidas a la enología de Bodegas San Alejandro de primer nivel basada en el mínimo intervencionismo, son las que aseguran las concentraciones y calidades muy difícilmente alcanzables de nuestros vinos.

La cata y el control diario determina todos estos parámetros tan cuidados por nuestro equipo técnico.

Nuestro equipo técnico está formado por tres enólogos que se complementan de una manera fantástica.